Las tres tácticas más importantes para cumplir tus propósitos de Año Nuevo


Autor: Jimena Mijares Fajardo

Fecha: Diciembre del 2017

Tú ya sabes esto: más de la mitad de las personas que hacen propósitos de Año Nuevo renuncian a ellos en junio.

¡No te unas a ese 50%! En su lugar, sige estas tres estrategias basadas en la investigación de la Universidad de California, para hacer propósitos que se mantengan.

  1. Haz que tu propósito sea un hábito, no un objetivo.

    Los comportamientos simples que pueden convertirse en hábitos, automáticamente te ayudan a alcanzar tus metas. Por ejemplo, limpiar un cajón por día (comportamiento simple), en logar de limpiar toda la casa (meta).

    Para que algo se convierta en un hábito, es necesario que haya algo más que desencadene esa conducta. Por ejemplo una alarma para levantarse a hacer ejercicio. Siempre debe ocurrir algo antes. Por ejemplo, "Hacer yoga 30 minutos dos veces por semana" no es un hábito porque no existe un desencadenante claro y, por lo tanto, no hay una manera de hacerlo una rutina. Si quieres incluir ese yoga dos veces por semana en tu agenda, un mejor enfoque sería decir: "Haré yoga 30 minutos después de dejar a los niños en la práctica de fútbol los martes y jueves por la tarde".

  2. Disfruta la recompensa del comportamiento real, en lugar de aguantar hasta que hayas logrado algún objetivo lejano.

    Para adquirir un buen hábito, necesitarás una recompensa realmente satisfactoria, idealmente una que sea inmediata o, mejor aún, intrínseca a una rutina.

    Podemos hacer esto haciendo que las actividades sean más gratificantes, más divertidas. Por ejemplo, cualquier disfrutar cada ensalada de la dieta, o cada caminata. Incluso algo tan pequeño como un breve baile de victoria mental puede desencadenar un pequeño golpe de dopamina, suficiente para decirle a tu cerebro que repita lo que acabas de hacer.

  3. Anticipa el fracaso.

    A menos que seas una especie de superhéroe, no serás capaz de entrar en este nuevo hábito a la perfección la primera vez. Tropezarás y caerás. La investigación indica que el 88% de las personas no han podido mantener un nuevo propósito. Fallar es una parte normal del proceso. No importa si tienes una recaída, tanto como importa la forma en que respondas a esa recaída.

    Así que tómate un minuto para pensar qué herramientas necesitas para embarcarte en su nuevo hábito. ¿Qué obstáculos probablemente enfrentarás? Las personas que planean cómo van a reaccionar frente a los diferentes obstáculos tienden a ser capaces de alcanzar sus objetivos con más éxito. Por ejemplo, la investigación sugiere que la recuperación de la cirugía de reemplazo de cadera depende en gran medida de que los pacientes piensen en los obstáculos para su recuperación y luego formulen un plan específico sobre cómo enfrentar esos obstáculos.

¿Qué obstáculos puedes predecir y planear?

Finalmente, incluso con los mejores planes establecidos, los fallos aún van a suceder, probablemente una y otra vez. En esos casos, lo importante es que no te rindas por tu falta de fuerza de voluntad, sino que trates de practicar la autocompasión. Cuando practicamos la autocompasión, reconocemos que todos cometemos errores y no alcanzamos las expectativas en todo momento; de hecho, nuestras deficiencias son las que nos hacen humanos.

La investigación pionera de Kristin Neff, de la Universidad de Texas, descubrió que cuando las personas se tratan a sí mismas con autocompasión, es decir, se dan a sí mismas el mismo tipo de comprensión y amabilidad que mostrarían a un amigo que comete un error: son más propensas a recuperarse de una falla y mantenerse en el camino correcto para cumplir sus objetivos.

Los propósitos de Año Nuevo son una oportunidad fantástica para desarrollar nuevos comportamientos que realmente nos hagan más felices, más saludables y más exitosos. La clave está en saber cómo hacer que los propósitos se mantengan.

¡Feliz año nuevo!

También te puede interesar:

  1. ¿Qué necesitamos para ser felices?
  2. 12 estrategias para reducir la tensión
  3. 6 Conductas para lograr la felicidad

Agenda una sesión

Bibliografía: Carter, C. (2014) The Three Most Important Tactics for Keeping Your Resolutions https://greatergood.berkeley.edu/article/item/happy_resolutions



Abuso de sustancias

Según la Organización Mundial de la Salud, estos son los riesgos para la salud, relacionados al consumo de alcohol, tabaco y otras sustancias.