Hablemos de disforia de género


Autor: Irina Reyes González

Fecha: Julio del 2020

Aprovechando el mes del orgullo LGBTQ+ hablemos sobre la disforia de género. El término disforia de género se refiere al MALESTAR que puede acompañar al sentido de incongruencia del individuo entre su propia experiencia de género (sexo) y su género de asignación. Es decir cuando una persona siente que es mujer en el cuerpo de un hombre o viceversa.

El trastorno suele comenzar en la niñez y se manifiesta entre los 2 y 3 años de edad. Algunos de los síntomas de la disforia de género en la niñez son los siguientes: 
-El niño o la niña prefiere vestirse como el otro sexo
-Insiste en que pertenece al otro sexo
-Desea despertarse perteneciendo al otro sexo y tiene sueño recurrentes sobre ello
-Prefiere participar en juegos y actividades estereotípicos del otro sexo
-Tiene sentimientos negativos sobre sus genitales .

Si los padres y otros apoyan el deseo del niño de vivir en el rol del otro género, el malestar puede ser mínimo y sólo presentarse si ese deseo es interferido. Es mucho más probable que adolescentes y adultos experimenten malestar, pero éste tiende a ser aminorado por un ambiente de apoyo y conocimiento de que se dispone de tratamientos hormonales y cirugía. 

¿Cómo puede ayudar la psicoterapia a la disforia de género?
Las conductas de disconformidad de género, por ejemplo vestirse como el sexo opuesto, no requieren tratamiento si se producen sin ninguna angustia psicológica. Esta conducta NO se considera un trastorno.

De hecho, la psicoterapia está destinada a ayudar a los pacientes a adaptarse y NO a intentar disuadirlos de su identidad. Los intentos de alterar la identidad de género en los adultos no han demostrado eficacia y actualmente se considera POCO ÉTICO.

Aunque los pacientes con disforia de género ya NO están obligados a tener psicoterapia antes de considerar los procedimientos de reasignación de sexo hormonales y quirúrgicos, los profesionales de la salud mental pueden hacer lo siguiente para ayudar a los pacientes sobre todo en la toma de decisiones, como por ejemplo:
1. Evaluar y tratar los trastornos comórbidos, como depresión
2. Ayudar a los pacientes a lidiar con los efectos negativos de la estigmatización social
3. Ayudar a los pacientes a encontrar una expresión de género con la que se sientan cómodos
4. Si corresponde, facilitar los cambios de roles de género, el proceso de declarar públicamente su identidad sexual y la transición.

Si tú o alguien que conoces está pasando por un proceso similar recuerda que podemos ayudar. Contacta a un psicólogo o psicóloga dentro de nuestro equipo de psicoterapeutas, para agendar una sesión online o presencial.  

Agenda una sesión

Referencias: 
Black, D. y Andreasen, N. (2015). Texto Introductorio de Psiquiatría. Primera edición en español. Ciudad de México: Manual Moderno. 
Brown, G. (2017). Disforia de género y transexualidad. Manual MSD. Estados Unidos. Disponible en: https://www.msdmanuals.com/es/professional/trastornos-psiqui%C3%A1tricos/sexualidad,-disforia-de-g%C3%A9nero-y-parafilias/disforia-de-g%C3%A9nero-y-transexualidad


Abuso sexual infantil

México ocupa el primer lugar mundial en abuso sexual infantil (OCDE Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos). Conocer cómo afecta el abuso, cuáles son las consecuencias a corto, mediano y largo plazo y los mitos que hay sobre este tema, ayudará a salir delante de la mejor manera a los niños abusados y a prevenir que otros niños sean o continúen en el abuso.

El acto del perdón es un acto gratuito (primera parte)

En ocasiones con el paso del tiempo, logramos ubicar que algo ha sido doloroso o ha dejado huella, aun después de darse cuenta puede ser complicado, entender que esto puede ser el origen de un problema, generando culpa, tristeza o a veces desolación.