Encuentra tu vocación


¿Qué vas hacer toda tu vida?

Autor: Psic. María Alejandra Dacasa

Fecha: Agosto del 2018

Vocación es una de las palabras que más se escuchan en la temprana juventud, suenan constantemente en nuestros odios, preguntándonos ¿ya sabes que vas a estudiar?, ¿Qué quieres ser de grande?, ¿qué vas hacer toda tu vida? Y te das cuenta que en realidad esta búsqueda que supuestamente tiene que ser un proceso divertido y emocionante, se vuelve algo tedioso y estresante para los jóvenes. Es como estar en una calle que de pronto se divide en infinidades de caminos y tienes que elegir uno. Siempre es emocionante hablar de nuestros sueños, de nuestros ideales, nuestras metas y propósitos en la vida, pero qué pasa cuando no logramos descifrarlo. Este tipo de búsquedas pueden provocar discusiones en casa, con los amigos y hasta con uno mismo, causando angustia y desesperación por no saber exactamente a que nos queremos dedicar.

Nos llenan de ideas mágicas de ser doctores, arquitectos, abogados o cualquier otra cosa. Existen mitos sobre escoger la vocación por el dinero o ingresos y beneficios que puedes obtener, o estudiar lo que toda tu familia a estudiando, puedes encontrarte con diversas mentalidades, opiniones o comentarios como estos. Para que esto ocurra y puedas identificar tu vocación existen muchos métodos, como exámenes vocacionales, estudiar tus talentos, habilidades, fortalezas o debilidades, entre otras cosas. Puedes acompañar a este proceso vocacional algunos consejos que se mencionaran a continuación:

  1. 1. No dejes que el miedo venza tus sueños. Muchas veces no hemos realizado algún tipo de acontecimiento por el miedo a la respuesta o consecuencia que podría haber. No podemos pasar el tiempo pensando en todas las cosas negativas que pueden pasar. Debe de existir la confianza en uno mismo, no debemos de dudar de nosotros, de nuestro valor o nuestros ideales. Libera tu mente para crear esta confianza de lograr encontrar tu verdadera vocación.

  2. 2. Imagínate en unos años. Dejemos que la pasión nos mueva, pensemos en algo que nos inspire y nos logre llenar ese espíritu de vocación, pensar en algo que podamos ejercer y por más que pasan los años nos llene de mayor pasión, amor y compromiso. Dedícate a pensar en tus sueños, en esa imagen que aparece en tu cabeza cuando pensamos en nosotros dentro de 10, 20 o 30 años adelante.

  3. 3. Nunca cumplas el sueño de alguien más si no es el tuyo también. En este proceso escuchamos la voz de todos los que nos rodea y dejamos de escuchar nuestra voz interna, permitiendo que las ideas, los sueños o los objetivos de los demás intervengan en los nuestros.

  4. 4. Trabaja en ello sin sobre esforzarte, deja que tu energía, tu pasión, tu amor y tu inteligencia elijan el camino que debes tomar, participa en talleres y cursos para encontrar tu vocación, visita un psicólogo o un orientador vocacional para que te ayude en este proceso.

No te presiones, ni dejes que la confusión y el estrés llenen tu vida, esperando que la respuesta llegue. Promueve mucho tu autoconocimiento y apasiónate de tu vida, de tu presente y de tus ideales. Mueve tu vida entorno a tus sueños y propósitos. Aprende, usa recursos y herramientas, vive y conoce para poder saber que esperar en el futuro. Trabajando en ti desarrollando habilidades y centrándote en aprender más. Naciste para cumplir tus sueños, tus metas y objetivos, conócete, amate, apasiónate y la respuesta llega.

Si deseas conocer más sobre la importancia de encontrar tu vocación, contacta a nuestros psicólogos en Puebla, en el Centro de Psicología Integramente.

Agenda: 22.27.66.46.94


Bibliografía:

Guillebeau, C. (2016) Nací para esto; cómo encontrar tu verdadera vocación. Editorial: Sirio.


Lo que debes saber de tu hijo preescolar si miente, roba o hace trampa

Cuando nuestro hijo preescolar miente, roba o hacer trampa tiene una explicación. Entenderla nos ayudará a reaccionar con una actitud adecuada ante estas conductas que son comunes aunque inapropiadas y a no permitir que la situación se complique y aparezcan conductas violentas y sentimientos de vergüenza y culpa. Este es el primero de dos artículos, que nos darán explicaciones de estas conductas a diferentes edades, el primero en edad preescolar y el segundo en edad escolar. Tendremos consejos acerca de cómo actuar ¡no te los pierdas!