El asombro y su belleza al practicarlo


No se necesita mucho para experimentar el asombro.

Autor: Mariel Mitre

Fecha: Julio del 2021

¿Qué es asombro?
Todos lo hemos experimentado, incluso si no sabíamos cómo llamarlo.
Ya sea que estemos contemplando una hermosa vista o viendo crecer una nueva hoja en alguna planta, es justo ahí que estamos asombrados, inspirados, deslumbrados, lo que los investigadores llaman asombro.

En específico, el psicólogo Jonah Paquette quien explica en su libro, el proceso subyacente a la experiencia del asombro y descubre tanto su complejidad como su valor para nuestro bienestar. Menciona que el asombro ayuda a mejorar nuestras relaciones, disminuir nuestro estrés y hacernos más felices y sugiere buscar más experiencias asombrosas en nuestras vidas, veamos cómo hacerlo.

Cómo experimentamos el asombro
Una experiencia involucra dos componentes principales:
Encontrar la “vastedad”, la vastedad ocurre cuando nos encontramos con una vista (como una puesta de sol espectacular) o un concepto (como la existencia de agujeros negros) que es demasiado increíble para encajar en nuestra cosmovisión actual, lo que nos obliga a ampliar nuestra comprensión de lo que es posible.
La trascendencia ocurre cuando asimilamos esta nueva e impresionante idea o imagen frente a nosotros y tratamos de darle sentido.

El asombro nos ayuda a experimentar una relación diferente con el mundo que nos rodea, a menudo experimentamos un “yo pequeño”: la sensación de que nuestro ego se hace más pequeño y nuestras necesidades, esperanzas y propósitos están más integrados con las personas y el entorno que nos rodea. El asombro puede tener un doble propósito, mejorar nuestro bienestar y al mismo tiempo unirnos.

Los beneficios del asombro
  1. Nos ayuda a conectarnos con los demás y al mismo tiempo disminuye el estrés tanto a corto como a largo plazo y precisamente la naturaleza tiene la capacidad específica para inducir una sensación de asombro y curiosamente, se ha vuelto tan persuasiva que muchos médicos han comenzado a "prescribir" el tiempo que se pasa en la naturaleza o en espacios verdes, de la forma que uno normalmente prescribe un nuevo medicamento.

  2. Aumenta la generosidad y la bondad debido a que sentir asombro nos hace más dispuestos a ayudar a los necesitados y, a su vez, aumenta nuestro sentido de conexión con los demás. A nivel comunitario, cuidar de todos y poner las necesidades colectivas por encima de las nuestras nos da una mayor posibilidad de supervivencia.

Cómo experimentar el asombro en la vida cotidiana
Numerosas formas en las que podemos incorporar el asombro en las rutinas diarias (y ayudar a intensificar la experiencia):

- Persistir. Cuando se sorprende, Paquette recomienda sentarse con ese sentimiento el mayor tiempo posible; aunque puede tener la tentación de pasar rápidamente a lo siguiente, como tomar una foto o responder a una notificación, intente hacer una pausa primero para sumergirse en los alrededores por un poco más de tiempo.

- Desacelerar. Cree un espacio para que surja el asombro en lo mundano. Por ejemplo mientras come, considere el tiempo y la energía que invirtió en la comida que tiene frente a usted. Al ralentizar y apreciar la paciencia y el esfuerzo que implican los procesos habituales, asegura nos encontraremos sobrecogidos.

- Aprecia tus sentidos. Sintonice profundamente su conciencia del color, la textura, el aroma y el sonido, dejémonos hundir en los sentidos que nos conectan con el mundo y que nos asombraremos de lo que encontraremos.

- Desenchufar. Es bueno alejarse intencionalmente de la pantalla, deshacerse del teléfono y dar un paseo, visitar un parque o hacer una comida, todo sin tomar una foto y/o compartirla en las redes sociales.

- El asombro camina. Numerosos estudios han demostrado que pasar tiempo en la naturaleza reduce el estrés y mejora nuestra salud física y mental al disminuir la presión arterial y mejorar la concentración.

- Impresión diario. Recordando momentos inolvidables (vacaciones, festividades importantes) ya que esta simple práctica puede disminuir su sentido de la presión del tiempo.

¿Por qué necesitamos asombro más que nunca?
Paquette escribió este libro antes de que comenzara la pandemia y a medida que nos acercamos a la marca de un año y medio de restricciones pandémicas, parece más relevante que nunca. Así que buscar el asombro es una forma única de reducir el estrés y, al mismo tiempo, encontrar la felicidad y la conexión durante este período.


Si tú o alguien que conoces le gustaría trabajar en este tema recuerda que podemos ayudar. Contacta a un psicólogo o psicóloga dentro de nuestro equipo de psicoterapeutas, para agendar una sesión online o presencial.


Agenda: 22.27.66.46.94


Texto traducido de: Pattabhiraman, T. (2021) Six Ways to Incorporate Awe Into Your Daily Life. En: The Greater Good Science Center at the University of California, Berkeley.